Mano a mano entre Joaquín Sabina y Benjamín Prado

El mano a mano entre dos amigos: Joaquín Sabina y el escritor, ensayista  y poeta Benjamín Prado, con el que se abría el ciclo ‘Literarios 2014’, que promueve la Fundación  Caja de Ávila, consiguió levantar una expectación desconocida hasta ahora para un acto literario en Ávila. El Palacio de Los Serrano se quedó a todas luces pequeño para albergar a todos las personas que deseaban ver en directo al cantautor y al escritor. De hecho,  se había habilitado una pantalla en el patio del palacio donde se instalan sillas para los actos culturales que se organizan e incluso, se permitió el paso de la gente a los pasillos del piso superior desde donde pudieron seguir el mano a mano de estos dos grandes comunicadores. Ni que decir tiene que el auditorio se llenó en un suspiro.
Joaquín Sabina reconoció en una rueda de prensa posterior al acto que estaban en Ávila porque «querían despojar a la poesía de solemnidad y para reclamar que la mejor poesía de Borges, Neruda, Vallejo no es aburrida».
En la conferencia  Benjamín Prado leyó poemas inéditos de su próximo poemario  ‘Ya no es tarde’, que estará próximamente en la calle.
El mano a mano consistió en un divertido enfrentamiento poético entre ambos. Los dos, poema a poema, verso a verso, estrofa a estrofa fueron desgranando los pormenores de su amistad, que se fraguó hace años y que culminó  en el año 2009 con el disco ‘Vinagre y rosas’, cocinado a fuego lento en una ciudad como Praga.
Los dos hablaron de poesía, de vida, de amor. Corrupción política, corruptos…Leyeron poemas, hablaron de sus amigos como los poetas Ángel González o Rafael Alberti. Sobre esta cuestión Benjamín Prado indicó que las tres cosas más hermosas que le habían ocurrido en la vida habían sido conocer a Rafael Alberti, Ángel González y a Joaquín Sabina.
También se refirieron a la situación actual de corrupción en la que se encuentra España. Sabina en concreto leyó un soneto que marcaba la línea de su pensamiento en este asunto: «Apesta tanto el  lodazal hispano (…)/ Que no le cuenten cuentos al ciudadano sobre la corrupción(…) y otro poema que llamó ‘Tercetos Ferrusolos’, dedicados a la corrupción de la familia Pujol. En ambos casos fueron muy aplaudidos por el público. En la rueda de prensa se habló de Podemos. Sobre este partido Sabina  sostuvo que «ya era hora que saliera algo así». Sobre este mismo tema Benjamín Prado defendió que «el bipartidismo solo ha servido para que los dos partidos que podían gobernar pudieran ser tolerantes con la corrupción del otro».
Pero también se habló de la forma de entender la poesía . Sabina dijo que «cada uno haga lo que quiera», pero que lo que se haga «debe tocar el corazón de la gente». Sobre si la situación actual le estimulaba a la hora de escribir versos, dijo que «son versos encabronados que no son sus poemas favoritos, como tampoco lo eran para Alberti las coplas de Juan Panadero». «Los poetas y los músicas no cambian nada, pero no se puede vivir sin poesía y tienen que acompañar a la gente con panfletos», apostilló el cantautor.
Cuando le preguntaron  sobre ciertos poetas o grupos que consideran que la poesía que hacen ellos no tiene categoría. Sabina dijo que «la poesía o acaricia el oído o es una cosa de eruditos que se hacen pajas en la Real Academia». Reconoció ser un gran coleccionista de poesía y dijo que tras el ictus cambió a los músicos «que eran unos drogadictos por los poetas, que son unos borrachos».

diariodeavila.es



Pin It

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *